El reflujo estomacal es una enfermedad muy frecuente. Se produce cuando los ácidos del estomago vuelven hacia el esófago.

Esto causa una sensación de quemazón y ardor muy desagradable que se acompaña de un sabor amargo y ácido que invade la boca.

El reflujo puede erosionar el esmalte

El reflujo ácido puede erosionar los dientes y desgastar el esmalte. Esto es debido a que los ácidos del estomago tienen un ph más ácido que el ph bucal. Esto produce:

Desgaste de los dientes y proliferación de las bacterias de la boca.

Caries.

Cambio de color a un tono amarillo.

Riesgo de roturas.

Sensibilidad dental.

Su dentista puede ser el primero en descubrir que padece esta enfermedad al ver el estado de sus dientes.

Si tiene síntomas de reflujo acuda a su médico. El reflujo puede tener  efectos secundarios muy perjudiciales para su salud como el cáncer de esófago.

Se recomienda cuidar la alimentación y cenar poco y pronto para evitar el reflujo al irse a dormir.

 

 

reflujo-gastroesofagico